Emolientes

Las plantas medicinales con efecto emoliente  suavizan, calman e incluso protegen la piel. Actúan por vía externa de modo análogo a los demulcentes por vía interna.

Plantas medicinales emolientes: borraja, alsine, tusílago, consuelda, helenio, alholva, semillas de lino, regaliz, malva, malvavisco, gordolobo, llantén, semillas de membrillo, Ulmus rubra.

Más sobre las Plantas Medicinales